¿En qué consiste la Otoplastia?

La otoplastia es la cirugía encargada del tratamiento de las alteraciones y deformidades de la oreja.

¿A quién va dirigido?

Dependiendo de los casos, es una de las pocas cirugías que se realizan de forma habitual en menores dado que el tener “orejas de soplillo” conlleva un trauma psicológico al niño. La edad a la que se suele empezar a tratar este problema es entre los 8 y los 10 años. Existen otras deformidades de la oreja que requieren tratamiento quirúrgico reparador con técnicas más avanzadas. Los pacientes adultos también pueden cambiar el aspecto de sus orejas si este no es de su agrado. Es frecuente encontrar mujeres que por el uso continuado de pendientes, tengan los lóbulos de las orejas dilatados, alterados e incluso rasgados. Todas estas anomalías pueden corregirse con una otoplastia.

Las 5 preguntas clave para preguntar en la consulta previa

1¿Cuánto dura la intervención?

Una otoplastia sencilla puede durar unos 20 minutos por cada oreja. En casos más complejos, donde necesitamos injertar cartílagos y reparar estructuras, puede durar 1 hora por cada oreja.

2¿Qué tipo de anestesia es necesaria?

Habitualmente anestesia local, salvo en niños donde ofrecemos posibilidad de sedación suave realizada por un anestesista.

3¿Cuánto tiempo estaré en el hospital?

Se trata de un procedimiento ambulatorio, por lo que a las pocas horas podrá ir a su casa

4¿Cuándo puedo retornar a mi vida habitual?

Los cuidados de una otoplastia son muy sencillos. El paciente puede retomar sus actividades habituales desde el día siguiente. Debe tener especial atención a utilizar una felpa ortopédica durante 24 horas al día las dos primeras semanas, seguido por un uso de 12 horas al día las dos semanas siguientes. Los puntos, que van escondidos en la parte posterior de la oreja para que no puedan verse, se retiran entre los 10 a los 14 días.

5¿Qué ventajas y beneficios tiene ser paciente del Dr. Alberto Candau?

El Dr Alberto Candau evaluará su caso de forma individualizada, con un análisis facial exahustivo, para determinar el tipo de oreja que más le agrade. De esa forma, se decidirá cuál de las técnicas quirúrgicas y no quirúrgicas puede estar más indicada en su caso.


Otras consultas sobre la Otoplastia

¿Dónde se realizará la intervención de otoplastia?

La Otoplastia en Córdoba se realizará en régimen ambulatorio, para lo cual contamos con las mejores instalaciones, como es el caso de la Clínica BAU. La Otoplastia en Madrid se realizará en la Clínica Mediestetic, y en Málaga se realizará en QuirónSalud Málaga o en el Hospital El Angel. Por lo general, el 80% de las otoplastias en adultos se realiza de forma rápida y sencilla bajo anestesia local y régimen ambulatorio. Sin embargo, la otoplastia en niños o en pacientes que así lo deseen, se puede realizar bajo sedación por parte de un anestesista.

¿Qué patologías contraindican la realización de una Otoplastia o Cirugía de la Oreja?

No existe ninguna contraindicación formal para la realización de una cirugía correctiva o estética de las orejas, si bien se debe retrasar en pacientes que tengan algún proceso infeccioso local, o bien que tengan algún trastorno de la coagulación.

La edad no es una limitante. En mi experiencia, los niños que sufren en relación a las denominadas “orejas de soplillo” deberían poder ser valorados e incluso intervenirse antes de que se les genere un trauma como consecuencia del “bullying” escolar. Por tanto, entre los 8 y 10 años se puede valorar la realización de tal corrección.

Al realizarse en la mayoría de los casos con anestesia local, acompañada o no por sedación consciente, se considera un procedimiento muy seguro.

¿Qué debería saber antes de la cirugía?

El término “otoplastia” es un término genérico que engloba a todas las intervenciones que se pueden realizar para modificar la forma del pabellón auricular. Además, cada paciente puede precisar un tipo de técnica determinada para resolver su problema.

Describiremos a grandes rasgos los tres problemas más frecuentes que encontramos en la consulta diariamente.

  • Orejas de Soplillo”: El término correcto sería deformidad de Orejas en Asa, aunque el término coloquial de orejas de soplillo es más común. Se produce fundamentalmente bien porque se desarrolla mucho una parte de la oreja (la denominada “concha auricular”) o bien porque un pliegue de la misma está ausente (el denominado “pliegue del anti-helix”). En ocasiones vemos formas mixtas donde aparecen ambos problemas. A diferencia de lo que los pacientes pudieran pensar de que quitando piel se conseguiría “planchar” la oreja y dejarla pegada a la cabeza, para corregir las orejas de soplillo es necesario actuar sobre el cartílago y en muy raras ocasiones se necesita quitar la piel.

    Las técnicas en reparación auricular son muchas y muy variadas, pasando por colocar hilos de sutura que plieguen el cartílago, hasta hacer pequeñísimos cortes y raspaduras en el cartílago para que se pliegue por sí solo. La incisión se hace en la parte posterior de la oreja donde quede permanentemente escondida.

  • Cirugía del Lóbulo de la Oreja: Las alteraciones del lóbulo de la oreja son muchas, pero hay dos que son muy frecuentes. En primer lugar, el clásico desgarro que se produce como consecuencia del uso de pendientes pesados. Dicho problema se puede resolver de forma sencilla mediante la sutura de los bordes de la herida. Personalmente realizo en la misma intervención un nuevo agujero para los pendientes dado que el tejido auricular se vuelve muy débil tras la sutura, aprovechando que gracias a la anestesia local el paciente no va a sentir molestia alguna. En segundo lugar, es cada vez más frecuente las consultas por un lóbulo de la oreja aumentado de tamaño, descolgado, que genera la denominada “oreja de Buda”. La hipertrofia del lóbulo se corrige igualmente de forma sencilla mediante unas incisiones sobre el mismo, retirando parte del tejido para dejarlo del tamaño deseado.
  • Deformidades Congénitas de la Oreja: Se trata de defectos de nacimiento por los que las orejas de los niños pueden estar parcial o totalmente ausentes. La reconstrucción de las mismas implica la necesidad de “fabricar” un esqueleto de cartílago del propio paciente con el que reconstruir las orejas. Se trata de una deformidad poco habitual, y que requiere en general de varias intervenciones.

Recomendaciones previas a la intervención de Otoplastia

  • Explique la forma y tamaño que desearía que sus orejas tuvieran al final del procedimiento.
  • Debe saber que pese a que durante la intervención se consigan “pegar” las orejas al máximo, la naturaleza de las mismas hará que con el tiempo puedan “despegarse” entre un 20 a un 30% del total, por lo que debe ser consciente de esto.
  • Deberá seguir las recomendaciones postoperatorias de manera muy estricta, dado que un mal seguimiento postoperatorio puede generar un mal resultado estético pese a una cirugía exitosa.
  • Puede solicitar que un anestesista le realice una sedación para evitar “nervios” durante el procedimiento.
  • Se recomienda reposo durante los primeros días
  • El paciente debe dormir boca arriba para evitar deformar las orejas durante las primeras semanas.
  • Las suturas se retirarán por lo general al cabo de las 2 semanas.
  • Para el cuidado de las heridas se recomienda el uso de cremas que formen una barrera silicónica, como por ejemplo la crema SkinCover® de SkinClinic-DrCandau.